Artesanas de Huajuapan buscan espacios para exhibir sus creaciones

NATHALIE GÓMEZ/@Nathalie_fx

Huajuapan de León, Oax.- Dentro de los daños que causó el sismo del 19 de septiembre en esta ciudad, se encuentra el Museo popular en el que artesanas y artesanos expendían sus creaciones; al estar inutilizable, están en busca de nuevos espacios.

Integrantes del grupo Productores, artesanos e innovadores de la Mixteca, se organizaron como un colectivo a partir del mes de noviembre del año pasado, con el objetivo de ser escuchados por las autoridades y sacar algunos permisos con el gobierno municipal.

En Patricia Cruz Mendoza, diseñadora de collares típicos de la Mixteca, dio a conocer que vendían sus productos adentro del palacio, en colindancia con el portal, lo cual apoyaba mucho para que lo que hacían se diera a conocer y por supuesto, se vendiera.

“Por el sismo del 19 de septiembre se dañó, hasta la fecha no se ha reparado y ahorita no tenemos ningún punto de venta más que en la Plaza de la Libertad de Expresión pero solamente cuando hay algún evento y se nos permite exponer y vender lo que hacemos”, afirmó.

Desde ese movimiento telúrico, han logrado tres permisos, el 25 de enero les permitieron colocar sus stands, por el 14 de febrero también y la tercera ocasión fue mientras duró la Feria Empresarial Itinerante 2018, durante una semana.

Ahora están en la búsqueda de que les permitan instalarse en la Semana Santa, dado que hay una afluencia importante de visitantes de varias comunidades de la región, la capital del estado y otras entidades, que aprovechan el periodo vacacional para acudir a la Mixteca.

“Para nosotros es muy importante que la presidencia nos apoye en estos permisos porque sobre todo reactivamos la economía de nuestras familias y en el centro, porque no sabemos cuándo se reparará el palacio municipal o cuándo podremos volver a exhibir nuestras creaciones en un lugar establecido”, apuntó.

Este grupo está conformado por 21 personas que trabajan la palma, tejidos, bordados, bolsas, asimismo hacen productos de miel, amaranto, café, mezcal de Tlaxiaco, todos productores, artesanos e innovadores, ningún revendedor.

MENTES Y MANOS CREATIVAS

El 19 de marzo, día de San José, es considerado también el Día de las y los artesanos, reconocidos porque representan para México, Oaxaca y por supuesto la Mixteca, una valiosa aportación al patrimonio cultural intangible de la humanidad.

A través de sus creaciones, hablan sobre la historia, la sensibilidad, la creatividad e imaginación del pueblo mexicano, como lo hace, por ejemplo,  Patricia Cruz con sus collares de reboso triqui, de seda, del vestuario del Jarabe Mixteco.

Esta actividad la comenzó hace dos años tras la solicitud de una concuña que le pidió un diseño y la invitación de vender al interior del palacio municipal.

“Por fortuna a muchas mujeres de la Mixteca les han gustado mis diseños, aparte es muy importante que son diseños únicos, que he estado mejorando constantemente, lo que me ha permitido que mis creaciones ya hayan salido de Huajuapan a Baja California, Estados Unidos, la capital del estado y la Ciudad de México, algunas personas me compran por mayoreo”, dijo.

Sus collares fueron llevados a Estados Unidos debido a que un paisano los conoció y decidió adquirir 12 para sus familiares, a quienes les gustaron mucho y ahora la han contactado porque quieren venderlos a las migrantes que se encuentran en la unión americana.

“El collar que más vendo es el del Jarabe Mixteco con barro negro y sus aretes, también el de telar triqui con barro negro, me parece que la gente se lleva con ellos una partecita de Oaxaca y les hace recordar, extrañar o sentirse cerca de Huajuapan y la región”, señaló.

El hecho de que sean diseños únicos, es la razón por la que Patricia Cruz no los difunda en redes sociales, además de evitar el plagio de los mismos (cada vez más común), sin embargo, regala sus tarjetas y así ofrece los collares que tiene en existencia.

El proyecto a seguir es hacer un collar pero con la vestimenta de cada región de Oaxaca, pero su intención no es solamente elaborar collares típicos, está a punto de diseñar ropa típica pero con algunas modificaciones, con la fortaleza que le genera el ver que sus gustos se venden.

El nombre de su marca, Collares Maty, es en honor a su mamá, quien falleció hace 10 años víctima del cáncer; su negocio se encuentra en un espacio que le brindó su papá en Hidalgo número 5 de la colonia Centro.

error: Este material cuenta con derechos de propiedad intelectual.