Tapetes de fe al Señor de los Corazones

NATHALIE GÓMEZ/@Nathalie_fx

Huajuapan de León, Oax.- Ayer, cinco kilómetros y medio de calles de esta ciudad, se vieron nuevamente engalanados por los tapetes de aserrín que habitantes de Huajuapan colocan para que pase la procesión en honor al Señor de los Corazones.

Se trata de una fiesta en la que participan familias enteras, mismas que se preparan días antes adquiriendo el aserrín, así como las pinturas con las que le darán el color que deseen, de acuerdo al diseño planeado, para el que requieren moldes de triplay o unicel.

Las autoridades municipales a través del área de Vialidad, Protección Civil y Policía Municipal, se encargan de despejar las vías desde la madrugada del 23 de julio, mismas que los vecinos barren mientras aún no amanece y comienza su labor.

Los que madrugan más son los de las calles Francisco I. Madero, constitución, Ignacio Zaragoza, Venustiano Carranza y 2 de abril, ya que son las primeras que recorrerá la imagen del también llamado Cristo Moreno.

Vecinos de las vías 2 de abril, 5 de febrero, Antonio de León y parte de Valerio Trujano, pueden comenzar un poco más tarde porque es donde continuará y culminará la procesión.

No sólo la gente originaria de Huajuapan participa en esta actividad, quienes por razones de trabajo o estudio viven junto a las calles que recorre el Señor de los Corazones, también son parte de la elaboración de los tapetes.

AMPLIA PARTICIPACIÓN

Uno de ellos es Luis Manuel Valdés Díaz, originario de La Habana, Cuba, quien se dijo sorprendido de esta actividad tan importante en la ciudad.

“Llevo cuatro años en el país y tres años en Huajuapan, esto es algo nuevo para mí y me parece que es muy bonito porque en mi país no se hace”, comentó, especificando que iniciaron la colocación de la alfombra a las 7:00 horas.

Mientras de fondo se escucha el mariachi afinando sus instrumentos para tocar cuando la imagen esté cerca, sobre la avenida 5 de febrero, otros cuentan con un aparato de sonido que sintoniza la radio de Huajuapan en la que se transmiten las reflexiones que acompañan la procesión.

Luego de 20 años viviendo en Huajuapan, Andrés García Moreno, originario de Santiago Miltepec, del Istmo de Tehuantepec, participa nuevamente en la elaboración de tapetes y tras de cumplir con esa tarea, irá a su pueblo natal también a la celebración de su fiesta en honor a Santiago Apóstol.

Compartió que para él, ser parte de esta fiesta es muy importante y por eso apoya en la elaboración de los tapetes. Tras su colocación, también participan para cargar la imagen.

Algunas de las personas que elaboran estos tapetes, refieren que por el trabajo que estaba realizando, no sintieron el sismo de las 7:49 horas, con localización en los límites de Oaxaca y Puebla, específicamente a 15 kilómetros al sur de Santiago Chazumba y perceptible en Huajuapan.

Se enterarían después por los que no estaban en movimiento sobre el temblor, no obstante, consideran que “haya los sismos que haya, nuestro Señor de los Corazones nos va a proteger siempre”, como lo dijo García Moreno.

BENDÍCENOS, SEÑOR DE LOS CORAZONES

Pero los tapetes no sólo embellecen la ciudad la mañana del 24 de julio, sino son una oportunidad que católicos aprovechan para pedir las bendiciones de Dios a través de él, de pedir por la paz, por alguna causa en especial y eso se refleja en los mensajes que son colocados también con el aserrín.

Aunque hay vecinos, pocos, que no participan en esta actividad por no profesar la misma religión o por ausencia, el resto te vecinos trata de que no haya ningún espacio vacío así que hay quienes abarcan más espacio del que les corresponde, pero lo hacen con fe y mucho cariño, como José Miguel Martínez, que frente a su negocio colinda con un módulo de seguridad y dos calles, por lo que abarca los dos lados de circulación de la carretera.

Para un aproximado de 65 metros de distancia, estima que se invierten alrededor de 4 mil pesos, entre el aserrín que cuesta 30 pesos cada costal, alrededor de 2 mil pesos de pintura y si se llegara a adquirir algún molde.

En los tapetes, resaltan los corazones para hacerle honor al libertador de Huajuapan, pero también se forman imágenes de flores, aves, estrellas, que algunos participantes refuerzan colocando flores naturales o globos de helio.

En su recorrido, la imagen es alabada con cantos, rezos, con reflexiones a cargo de sacerdotes de esta ciudad, además de que muchas personas le muestran su fe con música en vivo.

RECUERDAN AL AUTOR DEL HIMNO AL CRISTO MORENO

“De los Corazones, Huajuapan de llama, Huajuapan te aclama con toda su fe”, se escucha en varias partes de todo el recorrido de la procesión.

Es parte de la letra de su himno, autoría del presbítero Luis Martínez Rivera, que falleciera en junio del año pasado, y a quien un grupo de jóvenes principalmente, recordó con una lona.

En ella venía la fotografía del párroco que fue muy querido por quienes lo conocieron, respetado por su trabajo en favor de la iglesia no sólo en cuestiones de evangelización sino en historia y arquitectura, y tenía la frase “Cuantas veces palpite mi corazón, se convierta en un acto de amor para ti, Señor Jesús. Pbro. Luis Martínez”.

Por los daños que tuvo el templo de El Sagrario, donde estaba el Señor de los Corazones durante todo el año, en esta ocasión fue llevado, a su retorno de la procesión, al atrio de la iglesia Catedral, donde por alrededor de 15 horas, la gente pasa a besarlo.

Al término de la celebración regresa a su nuevo hogar, la Casa de la Cristiandad, ubicada en la calle Francisco I. Madero.

LIBERTADOR DE HUAJUAPAN

La fe en esta imagen surgió hace más de dos siglos, porque de acuerdo a datos históricos, Huajuapan estuvo sitiado por el imperio realista desde el 5 de abril de 1812.

En este contexto, fue Valerio Trujano quien ofreció un novenario al Señor de los Corazones para que se liberara el pueblo.

Fue justo al término del novenario, cuando se rompió el sitio más largo de la historia de la Independencia de México, con una duración de 111 días.

Le atribuyeron entonces ese milagro al Cristo Moreno por lo que la fiesta más grande de Huajuapan se celebra el 23 de julio (mientras el festejo del Santo Patrono es el 24 de junio en honor a San Juan Bautista) y al día siguiente, se hace la procesión con la escultura que tiene una altura de 1.75 metros y un peso de 26.5 kilogramos.

error: Este material cuenta con derechos de propiedad intelectual.