Robos y asaltos carreteros

Por Horacio Corro Espinosa

Hace días platiqué con el Presidente Municipal de Petlalcingo, Puebla, Marco Antonio Rodríguez Orozco, por un caso de una volcadura dentro del tramo carretero Petlalcingo – Acatlán, Puebla, pues el conductor de este vehículo, el señor Cándido Gómez Flores, transportaba desde la ciudad de Oaxaca varios costales de Chile pasilla y tres pacas de tlayudas, mismos que se le perdieron en el accidente, y responsabiliza de esa desaparición a los elementos policiacos de la patrulla número PM-112, y placas SM-28-215 del estado de Puebla.

El Presidente municipal de ese lugar quedó formalmente de enviarme una lista de autos, motocicletas, tráileres, etcétera, que la policía de ese lugar ha rescatado sobre la cartera 190. Como no me envió nada, pienso que, a lo mejor, no existen tales rescates.

El robo y los asaltos en carreteras han aumentado estrepitosamente. Eso lo sabemos todos, sin embargo, no se ha trabajado sobre ese tema.

Por primera vez en la historia del distrito federal electoral de Huajuapan, éste tiene tres diputados federales, de los cuales ninguno vale la pena. Ante tanto robo y asalto no es posible que estos representantes no sepan lo que sucede en los caminos de esa región; sin embargo, no les importa porque ninguno de ellos ha hecho comentario alguno sobre este peligro.

Ninguno de los tres se han presentado ante los afectados para decirles, por lo menos, que también están preocupados, o para engañarlos, como acostumbran, para expresarles que van a ver cómo resolver ese tema que afecta a la economía regional. Ni Yolanda López, quien presumía tener tantas relaciones, no ha servido para nada.

Para ella primero está el beneficio económico personal y sus saludos matutinos en las redes sociales, tema que tampoco beneficia a nadie. Si recordamos un poco, por ella se perdió la construcción del Hospital Pilar Sánchez Villavicencio, en Huajuapan de León.

Si estos diputados no han dicho nada sobre el tema de los asaltos carreteros, es porque no saben que este tema sí les incumbe, pues de los robos que se cometen, el 70 por ciento suceden en las carreteras federales.

En el tema de seguridad hay muchos actores involucrados, a los cuales tampoco les interesa ni les importa.

En Huajuapan hay un Consejo Ciudadano de Seguridad Pública (CCSP), que es encabezado por Oscar Osorio Rosas. Hace días este señor hizo una declaración a la prensa donde asegura que este Consejo Ciudadano –escuchen bien– sirve para disminuir y hacerle frente a los diferentes delitos. Después de leer esta declaración, uno termina verdaderamente enojado, porque para lo único que sirve este Consejo, es para bajar recursos y dar cursos de inglés, de corte y confección, tejido, bordado, y mil chucherías más que no tienen nada que ver con la seguridad.

Este consejo sirve también para tomarse la foto con los funcionarios de gobierno cuando visitan la ciudad de Huajuapan de León.

El dirigente de este Consejo, Oscar Osorio, tampoco nunca se ha presentado con los empresarios que han sido afectados por los robos en las carreteras. Este señor usa una posición ciudadana que tiene participación de la federación, pero los beneficios los utiliza para favorecer a su familia. Mientras tanto, los empresarios de Huajuapan y de la región Mixteca que se amuelen y que se rasquen con sus propias uñas.

Muchos han de pensar, así como los diputados y los del Consejo, que un robo carretero solo afecta al empresario, cuando en realidad los afectados son los ciudadanos de la región.

 

Twitter:@horaciocorro

Facebook: horacio corro

horaciocorro@yahoo.com.mx